Verano a orillas del río Danubio

Información sobre los puntos de encuentro más frecuentados a orillas del Río Danubio en Viena. Conoce la amplia oferta de actividades, entretenimientos y servicios, y playas, que los vieneses frecuentan en temporada de verano.

En verano, el punto de encuentro para los momentos de ocio de los vieneses son las márgenes y playas del río Danubio. Se trata del segundo río más extenso del continente europeo, nace en la Selva Negra y desemboca en el Mar Negro, luego de un recorrido de más de 2.800 kilómetros. Cuando atraviesa la ciudad de Viena, el río se divide en tres afluentes principales: el Viejo Danubio, el Nuevo Danubio y el Canal, también conocido como el Pequeño Danubio.

El Canal fue construido entre los años 1870 y 1875, y constituye el brazo original del río. Tiene más de 17 kilómetros de longitud, que bordean el casco antiguo de la ciudad en un recorrido sinuoso. Es uno de los clásicos paseos turísticos de la ciudad, con locales al aire libre que completan el itinerario por sus márgenes. Puedes recorrer el paseo del Canal del Danubio a pie, contratar paseos en barco, o en el catamarán de la empresa Twin City Liner.

El Viejo y el Nuevo Danubio corren paralelos y en línea recta, a poca distancia del centro de Viena. La zona del Viejo Danubio concentra restaurantes, con una propuesta gastronómica bien variada, y sendas para caminar o pasear en bicicleta. Estos brazos del Danubio son frecuentados en verano para nadar, andar en canoa, kayak y practicar otros deportes acuáticos. La Isla del Danubio es una isla estrecha y larga que separa el Viejo Danubio del Nuevo Danubio, y es allí donde se concentra la mayor actividad.

Se estima que en verano 300 mil personas visitan todos los días la isla, que ostenta extensas áreas de bosques y césped. Cuenta con un Centro de Información que sirve para orientar a los nuevos visitantes. La isla se divide en doce áreas donde tienen lugar diferentes actividades recreativas: pistas de patinaje, pistas de atletismo, 42 kilómetros de playas, bahías, playas nudistas, bares, cafeterías, restaurantes, locales para alquilar botes, bicicletas y otros tantos atractivos.

Desde el canal del Nuevo Danubio también se extiende un nuevo brazo que termina en los bosques del Wasserpark, conocido como Alte Donau. Allí encontrarás otra destacada y variada propuesta recreativa: restaurantes con terrazas que dan hacia el río, cafeterías, sendas para correr y andar en bicicleta, muchos jardines, parques infantiles, escuelas de navegación, locales de alquiler de barcos, cuatro playas, entre ellas la concurrida Gänsehäufel y una playa nudista, una piscina deportiva y una piscina con olas.

Si quieres conocer el Danubio en el marco de un escenario natural, lejos de la urbanización, entonces puedes ir al Parque Nacional Donau-Auen, ubicado a escasos kilómetros al este de Viena. Desde el Canal del Danubio (que bordea el casco antiguo de la ciudad), zarpa una embarcación hasta el parque. Allí encontrarás nuevos afluentes del río, en el marco de extensos bosques, prados y flores.